Deja un comentario

Mami…tú no me quieres.

axel  y yo

Ya saben, el pequeño se acerca y ahora no pregunta, afirma, sí, su afirmación es seria, como todo él, muy en su papel protagónico, con su carita blanca y mejillas rosadas que pone en frente de mi.

-Mami, tú no me quieres.

Punto final, afirmación, juicio, acusación, altivez, sólo falta que su dedo índice se levante y me apunte!!

-Pero niño, cómo puedes decir eso?!?!  ¿Que no te quiero? No hablas en serio, ¿o si?

El pequeño se acerca con una expresión inocente, entre apenado, molesto, resignado, y yo que le conozco tan bien, sé lo que pasa. Pasa que éste día no lo he abrazado y no le he dicho cuánto lo amo. El esta acostumbrado a mis abrazos, a mis mimos pero no es éso precisamente lo que él busca. El busca confirmación y reforzamiento del amor, el necesita sentirse amado, apreciado, valioso, y cuando yo mamá lo miro a los ojos y le digo,  “Te quiero muuuucho!” el pequeño sonríe de manera especial y continua sin más su día.

Algún día será padre, algún día podrá demostrar ese mismo cariño que recibió a sus hijos. Será un padre cariñoso, no tengo duda, mientras tanto él tiene la curiosidad, energía, y demandas propias de un niño de su edad, yo saco fuerza, ingenio y creatividad extra porque sus exigencias son bastantes. Me gusta visualizar en lo que se convertirá, me gusta saborear en mi mente cómo será de adulto, en cómo aplicará la fuerza, el sentimiento y el poder más grande que el ser humano puede recibir y transmitir: El AMOR.

Anuncios

Tus comentarios son bienvenidos

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: